English

Vielsi Arias Peraza, Venezuela

Por: Vielsi Arias Peraza

                    Los difuntos (2010)

Infancia I

Por la otra acera se fueron perdiendo
las hojas de mi cuaderno.
La escuela se inundó;
ella se llevó mi uniforme,
mi desayuno, mi timbre de recreo,
horas de entrada y salida.

Yo prefería quedarme en el salón
corrigiendo  mis errores.
La maestra, la maestra Elsa
la que se desmayaba en clase y vomitaba,
se quitaba los tacones, partía la regla.
Ella me enseñó a dividir, a multiplicar.

Yo leia muy rápido,
muy rápido pasó la infancia.
No dio tiempo
de cambiarse de ropa.


Memoria

Viéndose por dentro,
la memoria es una casa en ruina.

 

Habitación de niño

Aquí quedaba mi cuarto.
Era una pared de barro
donde el bambú se sostenía 
ante los comejenes.

El rincón, guardaba la ropa sucia.
En la cama, una gotera.
Y el espejo, dibujaba el rostro
de la soledad guardada de un niño.


Vecinos de la infancia

Ya no salían a trabajar,
a sembrar el día.
Se mudaron los vecinos.
El rio al otro lado se llevó las casas.
El pueblo se hizo viejo
y la sequía nos dejó solos… 

 

Una cruz de cuchillos

En el invierno la casa
nos llovía por dentro.
El viento golpeaba las puertas
y hacia volar los techos.

Mi madre colocaba los tobos,
y en el paso
una cruz de cuchillos
espantaba la lluvia 

 

             Luto de los árboles (2021)

Mi casa se la llevó un ventarrón hacia la noche

Mi casa se la llevó un ventarrón hacia la noche.
En el viento,
la vimos volar con los restos de nuestras gavetas.
Iban las actas de nacimiento, las boletas de la escuela, los certificados, diplomas, constancias.
A nuestras gavetas las fue devorando el comején.
Las patas de aquel escaparate
estaban sostenidas sobre las delgadas
paredes de la polilla.
A nosotros se nos fue cayendo todo.
Se nos vino el espejo en dos mitades
y más nadie volvió a mirarse detrás de la cortina.


La escena de estar acompañado

Uno aprende a ocupar los espacios,
hacer del sonido del café, su olor,
una silenciosa compañía.
Deja los vasos en sitios distintos
y así crea la escena de estar acompañado.
Así simula que alguien estuvo aquí,
que alguien entró.


Vielsi Arias Peraza nace en Valencia, Venezuela el 14 de junio de 1982. Docente, egresada de la Universidad de Carabobo de la Facultad de Educación Mención Artes Plásticas. Ha publicado Transeúnte (2005) con el que obtuvo el Premio del Certamen Mayor de las Letras y las Artes, editorial El perro y la Rana, Los Difuntos (2010) Editorial Fundarte, con el que obtuvo la Mención Honorifica Poesía del Premio Nacional de Literatura Estefania Mosca.  Los Difuntos (2011)  Sistema de Imprenta Regional Carabobo. La Luna es mi pueblo (2012) editorial El Perro y la Rana. Luto de los Árboles (2021), editado por El Taller Blanco. Forma parte de la Antología Hacedoras Tomo I, editorial Lector Cómplice y de la Antilogía Antropología del Fuego Tomo III, editorial Palindromus. 

Fue miembro de la Red  Nacional de Promotores de Lectura, del Plan Nacional Leer es Entender, se desempeñó como asistente de la poetisa Ana Enriqueta Terán, ayudando en la recuperación de toda su obra inédita. Su obra ha sido publicada en portales y revistas nacionales e internacionales como: Poesia, Mentekupa, Astorga, Lino Tipia, Letralia.

Publicado el 16.05.2022

Última actualización: 17/05/2022