English

Juan Gelman (Argentina)

Juan Gelman en el 4° Festival Internacional de Poesía de Medellín
Memoria Fotográfica del Festival Internacional de Poesía de Medellín

Por: Juan Gelman

 

Nota XXVII

A Vanni Blengino

de lo posible a lo probable/del
sueño a la realidad hay como
mares/playas nocturnas donde
animales de pico descarnan

formas mojadas por los jugos
del corazón/así/viajamos
del pecho al seco sol que dora
la maravilla/o existir

 

CAMINOS

 

la noche camina por mi boca como un animal/
del animal derecho salen campanas suaves/
del otro nacen resplandores como almas del sur/
caminan por el dolor paso a paso/

palpan los muros del dolor/
plantan un arbolito en la mitad/
riegan la parte superior del alma/
recorren el país paso a paso/

como astros pisándome la piel/
¿quién nos ata a la espalda el calor de los que vieron la
     victoria?
¿quién está haciendo eso?/
¿para que venga la victoria y se quede?/

¿con su animal derecho o dicha?/
¿con su caballo izquierdo como almitas del sur?/
¿con la dicha de su dicha mojándonos
como el sol moja al mar?/

no estoy pidiendo nada al borde de las almitas que perdí/
llenas de compañeros/
como cajitas que alguna vez sonarán/
andarán los caminos/

cavarán en el sol/
se apoyarán en un muro de sed/
mostrarán en la mano un papelito
donde escribieron la dirección del horizonte/

 

 

AROMAS

 

hay un ojo de fuego sentado en mi mesa/>
come las penas contagiosas/
un ojo de fuego come a los compañeros contagiosos que
ordenaron a sus niñitos caer

como hombres de pie contra la muerte/
un niñito era dulce como amargo arrabal/
otro amaba a la reina del plata/
todos ataron su corazón con mares/

ninguno había leído la Revolución en un libro/
la Revolución
fue para ellos un ojo de fuego/
el viento que barre a los astros/
un árbol subido al pajarito más audaz/

un gran amor tirando al fuego la tristeza/
el mundo amargo como un arrabal/
crepitaban como el esposo en la esposa/
el amor no los dejaba dormir/

saltaban de la noche para ir al combate/
contra las injusticias insoportables/
las vergüenzas/las humillaciones insoportables/
el capitalismo no los dejaba dormir/

hay un ojo de fuego en mi mesa/
sirve un plato de compañeros bellos/
están soñando con la gente/
siempre soñaron que la gente es más alta que el sol/

siempre soñaron que la gente podía ser más alta que el sol/
están haciendo una cuna para mecer al mundo/
para abrigar calores que vendrán/
para estrenar un beso sin fondo/

 

 

CEREZAS

 

a elizabeth

 

esa mujer que ahora mismito se parece a santa teresa
en el revés de un éxtasis/hace dos o tres besos fue
mar absorto en el colibrí que vuela por su ojo izquierdo
cuando le dan de amar/

y un beso antes todavía/
pisaba el mundo corrigiendo la noche
con un pretexto cualquiera/en realidad es una nube
a caballo de una mujer/un corazón

que avanza cuando tocan
el himno nacional y ella
rezonga como un bandoneón mojado hasta los huesos
por la llovizna nacional/

esa mujer pide limosna en un crepúsculo de ollas
que lava con furor/con sangre/con olvido/
encenderla es como poner en la vitrola un disco de gardel/
caen calle de fuego de su barrio irrompible

y una mujer y un hombre que caminan atados
al delantal de penas con que se pone a lavar/
igual que mi madre lavando pisos cada día/
para que el día tenga una perla en los pies/

es una perla de rocío/
mamá se levantaba con los ojos llenos de rocío/
le crecían cerezas en los ojos y cada noche los besaba el
      rocío/
en la mitad de la noche me despertaba el ruido de sus cerezas
     creciendo/

el olor de sus ojos me abrigaba en la pieza/
siempre le vi ramitas verdes en las manos con que fregaba el
     día/
limpiaba suciedades del mundo/
lavaba el piso del sur/

volviendo a esa mujer/en sus hojas más altas se posan
los horizontes que miré mañana/
los pajaritos que volarán ayer/
yo mismo con su nombre en mis labios/

 

PODERES

 

como una hierba como un niño como un pajarito nace
la poesía en estos tiempos en medio
de los soberbios los tristes los arrepentidos
nace

¿puede nacer al pie de los sentenciados por el poder
al pie de los torturados los fusilados de por acá nace?
¿al pie de traiciones miedos pobreza
la poesía nace?

puede nacer al pie de los sentenciados por el poder
al pie de los torturados los fusilados de por acá nace
al pie de traiciones miedos pobreza
la poesía nace

tal vez no haya perdón para los soberbios para los tristes
      para los arrepentidos
tal vez no haya perdón para los carniceros zapateros
      panaderos
tal vez para nadie haya perdón
tal vez todos estén condenados a vivir

como una hierba como un niño como un pajarito nace
la poesía la torturan
y nace la sentencian y nace la fusilan
y nace la calor la cantora

 

Video: Himno de la victoria en ciertas circunstancias

Según palabras de Julio Cortázar, " acaso lo más admirable en su poesía es su casi impensable ternura allí donde más se justificaría el paroxismo del rechazo y la denuncia, su invocación de tantas sombras desde una voz que sosiega y arrulla, una permanente caricia de palabras sobre tumbas ignotas. Cada diminutivo, cada nombre dicho como quien acuna o tranquiliza, hinca todavía más hondo la irrestañable denuncia de esas innúmeras muertes que tantos de nosotros llevamos como un albatros atado al cuello y sin saber volverlas del lado de la luz..."
Juan Gelman ha publicado, entre otros libros, Violín y otras cuestiones, El juego en que andamos, Velorio del solo, Gotán, Cólera buey y Carta a mi madre.

 

Última actualización: 27/03/2021