Festival Internacional de Poesía de Medellín

Sergio Badilla (Chile)

Tierna señorita

Un postrero amor ha concluido
cuanta tempestad para no alcanzar abrigo
cuanta inclemencia para no lograr sereno amparo
La noche tiene su espíritu oscuro esta anochecida
La congoja alcanza su propio torbellino en las altas horas
            dolida señorita
dolorida de mis pesares
el corazón late y deja esquirlas violentas
tras repentinos golpes
Está dañada ella en la profundidad de su silencio
y sus párpados ceden a la fuerza de las lágrimas
perversas   infaustas    insolentes
La fiesta ha terminado por ahora y tal vez para siempre
es la fracturada cuartilla mordaz
del pernicioso que le trauma el alma
Está alucinada        la luz de la tímida cortesana
está cegada
después de la mueca repetida en la falacia
del amante torvo
el ensalmo fingido del mancebo apasionado
y atrapado ahí entre los menesterosos con ese hábito de penitente
queda pidiendo perdón por su osadía
         En el mástil pende aún el velamen sucio del último viaje
El viento bufa
la refulgencia se ofusca en la arboladura
la súplica se repite como voz cristalina de un idioma conocido
y se pierde en la ventisca
La doncella
débil está envejecida    el huracán pasa por su mente
agrietando sus modales    sus agraciados gestos
El estuario está lejos     opuesto al arrecife
sin embargo es ella quien sucumbe y la nave se mantiene a flote
y crece el océano a babor de sus pensamientos Rimbaud y
y quizás sólo Rimbaud también esté a estribor
luchando en su barco ebrio
La maternidad nunca tuvo el vínculo del vientre
jamás forzó la legitimidad del vástago
ni en el amor profundo ni en la casualidad del ocio
         allí quedó el sentido intacto
la semilla del mármol con el progenitor estéril.

Carezza

Llega por fin la noche
la castidad es errática para especimenes en vías de extinción como tú
y yo Claudia
criaturas celestes de Santiago    serafines alados de la capital
de un país en ruina
El daguerrotipo nutre la oscura sepia con la aminorada luz que entra
de la calle
la escena en la penumbra se transgrede en una tosca urbanidad
El torrente fluye germinal debajo de la piel      palpita
se deshonesta        se contamina
tensa la espera detrás de la mirada intensa
Urge entonces la musculatura    se yergue
para perpetuar el linaje del animal en celo
la carne se impudicia    se demencia en la calma
se antigua la razonada caricia mi obcecada doncella, el arte de
amar es el arte final de un frugífero vientre
un mérito frugal de descendientes que van y vienen
un despertar cualquiera ante un púdico
día de verano

Matinalis

Emergió del lecho con las ijadas desnudas las caderas el pubis
pelambrero
la pudibunda absorta
somnílocua en la apariencia     blonda
en la mañana ondulada de pelos
la cama aún deshecha con humores matinales en el hospedaje
olores sexuados    los bostezos repentinos y continuos
en el escabel las prendas íntimas las bragas perfumadas  y debajo de la cama
la oscuridad saturnal concluida
En el bar de madrugada el humo de mi pipa se esparció arrogante
asignado de aroma tabaquero también
quedó tu vientre
incluso el astrágalo
en el peroné más bien     en una intromisión fecunda
La amnistía llega en la mañana amniótica
los ojos en resaca
perfectamente embolsados en las ojeras
la garganta escocida
los músculos entumecidos
y tú en la ducha sin mácula alguna

Sergio Badilla Valparaíso, Chile, 1947. Poeta, narrador, ensayista, dramaturgo, traductor, periodista, antropólogo y profesor universitario. Durante su estancia en el extranjero, por razones políticas -20 años- formó parte del Grupo Taller de Estocolmo. Periodista Cultural de Radio Suecia Internacional. En 1989 organizó, en colaboración con Sun Axelsson, el Primer Gran Encuentro de Poesía Latinoamericana en Estocolmo, Suecia, donde acudieron más de 40 poetas, residentes en Europa. Con La mirada Temerosa del Bastardo, obtuvo el Premio de Poesía: Ciudad de Valparaíso. Ha sido traducido al sueco, inglés y francés. Otros de sus libros de poesía: La Morada del Signo, 1982; Cantonírico, 1983; Reverberaciones de Piedras Acuáticas, 1985; Terrenales, 1989; Saga Nórdica, 1996.
Mapa del Sitio
Gulliver: