English

William Osuna

PROMETEO
Revista Latinoamericana de Poesía
Número 84-85. Julio de 2009.

William Osuna

(República Bolivariana de Venezuela, 1948)

Salmo


Entren los imperios en decadencia
Y declinen ciudades.
No irán junto a mí
Los terribles espejos que me contemplaron.
No se consagrarán los cuerpos en ruinas,
Ni cuanto supe de ancianos vencidos.
Sea mi estandarte en medio de tanta alabanza
Gloria y fama para los que guardaron distancia
En la razón.
La suerte y todos mis sueños bajo insólita ley.
Una devoción desnuda vuelve a confirmarnos.
Piedra sobre piedra, boca sobre boca
Y todo requiere ayuda en estos lugares ferrosos.

Profecías

Voy a destapar todas las alcantarillas,
Después te retiraré los garfios
Y el viento quejumbroso de tu bancarrota.

Oh tú, casa fugitiva, loba de los suburbios;
Antes te haré asomar por mortecinos laberintos,
Donde mandan los escudos más distantes.

(Mi cruel y bendita ciudad
4 son las heridas de tu frente
Y el mundo de abajo sostiene tu mano..

No hay mito que te confirme, contigo al instante
Del barranco, a la mano, y al empujón)

Voy a despertarme en un diluvio
De rígidos caminos.

De altos hornos, hermosos y extensos
como la cola de un packard viejo.

 

***

 

 

MI PENSAMIENTO una araña que teje su campo de béisbol
Las gradas donde infante corrí las bases del triunfo

Mi pensamiento un perro que gira y busca morder
Su propia cola

Por oficinas bares y avenidas
Mentando madres y a veces sobre los escombros
de esta nación
Anda en llamaradas.

Ni el tigrito del monte ni la florecilla escarlata
Ni el ave de dos picos lo merecen:
De cemento y no de cedro libanés son sus puertas.

Entre vuelcos y revuelcos golpeado como un
Cadillac del 40

Se da sus aires.

Por él hablan los bebedores de caña la Dama de las cartas
El As y el Oro dándole poker a los ilusos.

Toda grieta es un grafito iluminado

Crónicas romanzas y panfletos a un mundo ido.
Mi pensamiento es este lienzo de nubes ilusorias
Con el nombre de mi sangre firma y así es mi origen:
Musicalmente ríe Dramatiza retiradas.

 

Sobre salvajes

A usted maestro

Los malandros de la gran Santa Rosalía
llaman a los desprevenidos venacátúpárateypégatecontralapared
que significa hilillo de sangre; a las lágrimas
cachazo en la frente que quiere decir cabeza vendada
y si te vi diles que fue con un pizarrón de escuela;
y al corazón bobo igual que al reloj. Los malandros
de la gran Santa Rosalía también dicen Mejokojí
(acentuado en la í) verbo pretérito
sin escritura posible en la lírica venezolana
(estopa) para nombrar el alma.
Para decir amigo dicen convive: sol y noche
Gustavo o algo así.
Y para decir olvidar másnunca
que quiere decir depende

Los muy rufianes saben lo que dicen
para decir tierra dicen cancha
para decir madre dicen torre o me dieron en la
para decir ternura dicen navaja

Oración del tigre




Tigre
de los colmillos mellados
Tigre
anciano sin rayas
Te pareces a esta geografía
que viene hacia mí
Donde se curvan los pensamientos
Y yo merodeo con los pájaros
De la expulsión ahora y en la hora
de nuestra muerte
Tigre muerto sordo
como un país de ladrones (perdón
pero así se dice)
Tu sangre corre
Tu sangre salta como la cólera de un potro loco
Así brilla tu honor
Y es más bello tu paso

Nosotros los perdedores

te bendecimos.

Carta de un joven portugués desde
Caña Clara Street 27-2-89

Queridos hermanos renuncio al abasto flor de coimbra
que como bien saben le puse ese nombre
en homenaje a nuestra apreciada madre
joao murió ayer defendiendo latas de atún
rollos de papel tualé viejas chuletas de cerdo
una multitud hambrienta lo colgó
en el garfio de una grúa
amarrado a una tira de longaniza josé
quedó empotrado en la despensa de los licores
mordiendo un corcho el cuerpo envuelto en papel de aluminio
como un panetone de navidad
el faraón de caña clara street envió al día
siguiente una corona de crisantemos agosthino
mi único hijo que ahora tiene 19 años y
estudia en la universidad lo acusa del brete
no entiendo las flores se fueron en el primer
camión de basura y a eso él lo llamó orgullo
queridos tíos duermo con un hacha
de madrugada oigo como el hambre se sube a los
techos
del barrio y se mete en las casas a dormir
en las despensas vacías a veces se para en 3 patas
conversa en las plazas
o se arroja a las vías del metro
a toda hora nos toca la santamaría
queridos primos yo sueño que un buitre monta
a su buitra en las mesas del congreso
tengo miedo por el peine que sostiene en el pico
no les digo lo que pienso
oh leche que botarán al lago de Maracaibo
para mantener el nivel de las aguas
oh trigo que se pudrirá en este invierno
y es más alto el precio del pan
caballito blanco de Simón Bolívar
como un gobierno que va a la esquina
a falar sus sandeces y en pleno vuelo
de palabras se da cuenta que no existe
y que su único interlocutor es un gorila
de felpa
que pide tragos en bares a la cuenta
de su señor así va el mundo
p.d. querida madre joao y josé se llevaron
mis dos corbatas negras
envíame una
los recuerda felipe
tu hijo.

Actualizado en agosto de 2013

William Osuna en el 19 Festival de Poesía de Medellin. Fotografía: Natalia Rendón

William Osuna  Nació en Caracas, Venezuela, en 1948. Es poeta, editor y docente. Dirigió el taller de poesía del Centro de Estudios Latinoamericanos Rómulo Gallegos y el taller de poesía de la Casa de la Cultura de Maracay. Entre sus obras más destacadas figuran: Estos 81, 1978; Mas si yo fuese poeta, un buen poeta, 1978; San José Blues + Epopeya del Guaire y otros poemas, 2003; Miré los muros de la patria mía, 2004; y Fragmentos, 2010. Obtuvo los premios: IV Bienal José Antonio Ramos Sucre, 1976; Manuel Díaz Rodríguez, 1982; Ciudad de Caracas, 1983 y el Premio Nacional de Literatura de Venezuela, 2008. Actualmente preside la Fundación Editorial el Perro y la Rana y dirige la revista A Plena Voz. De él se ha escrito que es “Poeta de la calle; poeta de las arañas que tejen campos de béisbol; poeta del día que trajo su cola de buitre; poeta del rock and roll; poeta del barrio; poeta de los bares; poeta que destapa alcantarillas; poeta del blues y de la salsa; poeta de un pedazo de tierra amorosa que gira en la noche universal; poeta que vive en una calle de perros colorados; poeta de la rocola y del cielo de Caracas; poeta entre poetas: poeta de hoy y para siempre”.

Última actualización: 28/06/2018